¡Hola!

soy Cristina, cris con minúsculas, que es como me he escrito siempre. A ratos bailarina, a ratos escritora, a ratos mamá, amiga, ingeniera y SIEMPRE…cris.

Me encuentro en un momento de cambio al emprendimiento y ser super mamá al mismo tiempo, después de haber tenido media vida llena de experiencias de mil colores distintos.

Lo de ser mamá sin pareja viene unido a un montón de creencias limitantes. Yo me he propuesto desmontarlas todas. Sí, puedes tener una vida exitosa, feliz y libre sea cual sea tu situación personal porque todo depende de ti, de que tú decidas lo que quieres para tu vida.

¿Para qué una web? para contarte momentos mágicos, que ocurren en mi vida y en la tuya 😉 .

Reavivé mi pasión de la infancia por la escritura para llegar a quien le pudiera ayudar mi manera de ver la vida. Que no siempre fue igual, hubo un antes y un después…

Hubo un tiempo en el que lo estuve pasando mal y me lo comía todo yo solita. Fue cuando me abrí a COMPARTIR mis historias, que me fui encontrando con personas y momentos mágicos, como puestos para mí en el momento y lugar exactos, lo que me hizo salir de la oscuridad y encontrar mi camino a la gran luz.

“Comparte, para encontrar tu camino”

 

Para resumírtelo, por amor me fui con 22 años a Múnich en Alemania ¡adiós familia, amigos y compañía!  fue “LA decisión”

Aprendí alemán (ay ay ay), continué mis estudios de ingeniería en Múnich, trabajando paralelamente. Tras la carrera, haber escalado mil montañas (¡los Alpes, impresionantes!), pasar mucho frío, “adaptarme” a la cultura alemana y conseguir un trabajo de los que dan mucha envidia (depende de cómo pienses), me casé con “el amor” por el que vine a Múnich 6 años antes. Y no fue bien, nada bien… así que desvié el camino hacia un “plan B” sola con mi peque Otto en su carrito. Un primer “escalón”…

“No son obstáculos, son escalones”

 

Conseguí “rehacer” mi vida  ( como suelen decir en los dramas del cine) me enamoré de nuevo, “final feliz para mi historia de cenicienta” es lo que sentía y bueno, al tiempo volví a desviar los planes hacia una salida inesperada, “plan C”. El carrito de Otto pasó a ser de Leo y con mis dos principitos me convertí en maga de una nueva vida, MI VIDA.

 

“Conviértete en mago de tu vida”

 

En mi tiempo libre…bailo, convertí esa pasión en profesión, y disfruto de mis dos “principitos” con los que vivo. 

En el “otro” tiempo, soy ingeniera en una internacional de sistemas médicos, cada vez menos tiempo, abriendo paso al emprendimiento de mis verdaderas pasiones.

Todo esto sucede en Múnich, vivo en Alemania desde el 2002 uffff!!! como suena!  y los “príncipes” grandes, quedaron como dos grandes papás para los peques, y para mí, dos grandes historias que marcaron un antes y un después en mí, grandes grandísimos aprendizajes tras los que conseguí descubrirme, apasionarme por los temas de crecimiento emocional, formarme cada vez más en ello y aprender a disfrutar de la vida a tope, desde dentro.

Un tiempo llegué a creer que  no volvería a encontrar la alegría en la vida y cuando entendí cuáles son las reglas, me dije que quería compartirlas con todo el que necesitara una mano amiga.

“Tú decides lo que tienes en tu vida” 

 

Mi web va a ser para TI, va a tratar sobre TI, a través de mis palabras. 

Gracias por tu lectura…

¡Bienvenido/a a un mundo mágico!

 

Español